Indicaciones

Las Ondas de Choque se utilizan con éxito en tendinopatías, calcificaciones, fibrosis musculares y otras lesiones, cuando los tratamientos convecionales, como la kinesiología y las infiltraciones resultaron ineficaces.

Dependiendo de la patología se necesitan de 3 a 5 sesiones, una por semana, para propiciar los efectos positivos. Se aplican mediante el control por ecografía, que permite localizar con exactitud la zona lesionada.


Fascitis plantar

La fasciopatía plantar (PF) es un trastorno doloroso agudo o crónico de la fascia plantar que se extiende entre la tuberosidad medial del calcáneo y las falanges proximales de los dedos de los pies.
Es la causa más frecuente de dolor plantar del talón, y representa aproximadamente entre un 11 y un 15 % de las consultas médicas por síntomas dolorosos en los pies. Su principal síntoma clínico es dolor de talón, sobre todo por la mañana o tras un periodo de descanso. Los pacientes suelen referir la remisión del dolor después de caminar. El origen del dolor generalmente se encuentra en la fascia plantar, es decir, en el tubérculo calcáneo medial. La flexión dorsal pasiva de los dedos de los pies puede agravar el dolor en algunos pacientes, sobre todo en aquellos con PF crónica. Los pacientes que sufren de PF crónica también pueden presentar inflamación de la almohadilla del talón.

fasciopatia plantar
fasciopatia plantar

Tendón de Aquiles

El tendón de Aquiles es una combinación de tendones de los músculos sóleo y gastrocnemio (gemelos), y los conecta con la parte posterior del talón. La tendinopatía insercional del tendón de Aquiles (IAT) es un doloroso trastorno agudo o crónico del tendón de Aquiles en su punto de inserción en el calcáneo. Se han utilizado distintos términos para describir esta dolencia, como tendinosis, tendinitis y peritendinitis.
Sin embargo, un examen histológico de muestras (biopsia) extraídas a pacientes durante una cirugía para tratar síntomas crónicos ha revelado que la IAT crónica está vinculada a cambios degenerativos en el tendón. De acuerdo con eso, la enfermedad está mejor caracterizada como tendinopatía que como tendinitis o tendinosis.

Tendon de Aquiles
Tendon de Aquiles

Codo de Tenista

El codo de tenista es una tendinopatía en la cara lateral del codo , en el origen del extensor común de los dedos. En épocas anteriores, esta lesión se solía denominar «epicondilitis lateral». Sin embargo, ahora se piensa que no es una patología inflamatoria. Hoy en día, la descripción más precisa sería «tendinopatía por sobre/infraesfuerzo parcialmente reversible, pero degenerativa. Debido a la complejidad de esta descripción, por lo general se utiliza la expresión «codo de tenista».
Los principales síntomas clínicos son dolor en los movimientos de oposición (en especial la oposición a la extensión del dedo medio) y sensibilidad en el epicóndilo lateral, con un rango normal de movimiento del codo. Esta enfermedad se diagnostica por sus síntomas clínicos. El diagnóstico por imagen se debería utilizar para descartar otras causas de dolor de codo, o para confirmar el diagnóstico de codo de tenista en caso de duda.

Codo de Tenista
Codo de Tenista

Manguito Rotador

La expresión síndrome subacromial del hombro se suele utilizar como sinónimo de enfermedad del manguito rotador, tendinitis del manguito rotador y síndrome de pinzamiento del hombro.
Al igual que la tendinitis calcificante del hombro (se proporcionan los detalles en la sección correspondiente) también puede provocar dolores en el hombro, el síndrome subacromial puede incluir además una tendinitis calcificante del hombro. En ocasiones, la expresión "tendinitis del manguito rotador" se confunde con la bursitis del hombro, pero ambos términos se refieren a la inflamación de un área en particular de la articulación del hombro (es decir, el espacio subacromial) que causa un conjunto frecuente de síntomas y que se denomina síndrome de pinzamiento del hombro (SIS). El término SIS es descriptivo, y se refiere a pellizcos en los tendones y la bursa del manguito rotador entre los huesos (es decir, en el espacio subacromial). En la mayoría de los casos graves, el SIS consiste en una combinación de la inflamación de los tendones del manguito rotador (tendinitis) y la inflamación de la bolsa sinovial que rodea dichos tendones (bursitis). En muchos casos de SIS, el espacio subacromial se reduce, debido a que los huesos adquieren una forma distinta a los de una persona sana con la que se compare.

Manguito rotador
Manguito rotador

Tendón Rotuliano

El tendón rotuliano conecta el polo inferior de la rótula a la tibia. La tendinopatía rotuliana (PT), que se suele denominar «rodilla de saltador», es una lesión crónica causada por sobreesfuerzo del tendón rotuliano.
Su principal síntoma clínico es el dolor en el polo inferior de la rótula. Esta enfermedad se diagnostica por sus síntomas clínicos. El diagnóstico por imagen se debería utilizar para descartar otras causas de dolor de rodilla o para confirmar el diagnóstico de PT en caso de duda.

Tendón rotuliano
Tendón rotuliano

Trocanteritis

El síndrome doloroso del trocánter mayor hace relación a diversos trastornos del espacio lateral peritrocantérico de la cadera, como tendinopatías en los músculos glúteos medio y menor, la bursitis trocantérica, y el síndrome de la cadera en resorte.
Los principales síntomas clínicos son un dolor y una sensibilidad reproducible en la zona del trocánter mayor y/o en la nalga o la cara externa del muslo. Esta enfermedad se diagnostica por sus síntomas clínicos. El diagnóstico por imagen se debe utilizar para descartar otras causas del dolor de cadera o para confirmar el diagnóstico del síndrome doloroso del trocánter mayor en caso de duda.

Trocanteritis
Trocanteritis

Medicina del Deporte

De las lesiones asociadas a la actividad deportiva, las lesiones del tendón y los músculos son afecciones comunes que perjudican a gran parte de la población que practica deportes.
Durante la actividad, un tendón debe moverse sobre otras estructuras cada vez que se contrae el músculo. Si ello se lleva a cabo repetitivamente, el tendón se lastima generando un proceso degenerativo conocido como tendinopatía. Este se asocia a la debilidad y posterior dolor muscular.
El tratamiento por Ondas de Choque le ayudará a eliminar el dolor que le impide practicar su deporte.

Medicina del Deporte

Dolor Muscular Crónico

El Síndrome de dolor Miofascial constituye una de las causas más comunes de dolor y de consulta médica. Es un trastorno no inflamatorio que se manifiesta por dolor, rigidez, sensación de cansancio y contractura y la presencia de “puntos gatillo” en los músculos, que al presionarlos desencadenan el cuadro doloroso.
Enfermedades comunes como la cefalea tensional, el dolor lumbar y dolor cervical pueden deberse al exceso de ejercicios físico, al estrés muscular, o por malos hábitos posturales.
La Terapia por Ondas de Choque es un procedimiento indicado para tratar lumbalgias, cervicalgias y migrañas de origen miofascial.


Espasticidad

La espasticidad es un trastorno motor caracterizado por un aumento anormal del tono muscular (hipertonía). Esta patología se debe a un daño o lesión en la parte del sistema nervioso central que controla el movimiento voluntario.
Este daño interrumpe importantes señales entre el sistema nervioso y los músculos, causando un desequilibrio que aumenta la actividad muscular y produce espasmos. Se ha sugerido que las ondas de choque pueden ayudar a disminuir estas contracturas asociadas a la espasticidad.
Recientes estudios han demostrado la eficacia de ondas de choque en el tratamiento de la espasticidad. En el primero de estos estudios, se observo la reducción de la hipertonía de los músculos de los dedos y la muñeca, en pacientes afectados por accidentes cerebro vasculares (P. Manganotti and E. Amelio, Stroke, Sep 2005). En otro, una significativa reducción de larga duración en la hipertonía de flexores plantares en niños con paralasis cerebral fue demostrado (P. Manganotti and E.Amelio, J Rehabil Med, 2010).
En un estudio con grupo control, una disminución significativa en la Escala de Ashworth, y un aumento en el rango de movimiento, se observó en todos los pacientes que fueron tratados con ondas de choque.
Estos resultados positivos se mantuvieron durante al menos 2 meses después del tratamiento (Vidal, X, NeuroRehabilitation 2011)

Espasticidad
Espasticidad

Celulitis

En los últimos años se han realizado varios ensayos clínicos que han comprobado la eficacia de las Ondas de Choque en la celulitis micro-nodular y macro-nodular.
Durante su aplicación, los septos fibrosis causantes del aspecto de la piel de naranja, se rompen parcialmente, generando la activación de la circulación y un importante drenaje de la zone, así como una estimulación del metabolism de las células grass (adipocitos), permitiendo la salida de la grass acumulada al system linfático, disminuyendo el tamaño de las mismas.
Como consecuencia de la acción mecánica de las Ondas de Choque se mejorara el diego sanguíneo y la oxigenación en la zone, facilitando la producción de colágeno memoranda así la elasticized, firmeza y texture de la pile, y observándose el rejuvenecimiento de los tejidos tratados.
Solo 6 sessions son necesarias para generar los efectos positivos del tratamiento en la celulitis.

Celulitis
Celulitis